lunes, 24 de noviembre de 2008

ACTIVIDADES 4 (TRATAMIENTO DE LA DISLALIA)

ÁREA.-ARTICULACIÓN
Objetivo: Propiciar la correcta articulación del fonema /r/.

La progresión de estos ejercicios estará en función de la exploración fonética y de los diferentes sonidos que el niño es capaz de emitir.

Para favorecer la movilidad y coordinación de los órganos que intervienen en la correcta articulación del fonema el niño realiza los siguientes ejercicios: sacar la lengua fuera e introducirla en la boca – lengua abajo y arriba – lengua a la derecha e izquierda – lengua estrecha entre los labios y luego la lengua ancha – relamer el labio superior e inferior – situar la punta de la lengua en los incisivos inferiores por delante y en los incisivos superiores por detrás – relamer los dientes superiores por delante y por detrás – relamer los dientes inferiores por delante y detrás – ensanchar la lengua entre los dientes y posteriormente dejarla descansar en el suelo de la boca – llevar la punta de la lengua a las muelas superiores de la derecha e izquierda – llevar la punta de la lengua a las muelas inferiores de la derecha e izquierda – hinchar con la lengua la mejilla derecha e izquierda – llevar la punta de la lengua a la campanilla – deslizar la punta lingual por el paladar – chasquear la lengua y dejarla en reposo en el suelo de la boca.
Los labios están entreabiertos, permitiendo ver los incisivos superiores e inferiores. No existe contracción labial. Los incisivos inferiores se colocan detrás de los incisivos superiores, en distinto plano vertical. La punta de la lengua se apoya suavemente en la protuberancia alveolar de los incisivos superiores. Se reeduca por medio de ejercicios linguales y ejercicios de respiración. El dedo índice se coloca horizontalmente debajo del labio superior para notar la salida del aire.
Se pedirá al niño que coloque la punta de la lengua en los alvéolos de los incisivos superiores y desde esa postura hacerle soplar con fuerza, para que el aire emitido haga vibrar a la lengua. Otra forma, si supiera pronunciar “tra” pero no la /r/ aislada, consiste en alargar este sonido intermedio del sinfón para conseguirla.
Actividad: Vamos a respirar profundamente inspirando el aire por la nariz y sacándolo de forma intermitente mientras pronunciamos: “rrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrr”.
Vamos a imitar el sonido de la trompeta: tarariiiii, tararaaaaaaa.
Materiales: Espejo

Objetivo: Propiciar la correcta articulación del fonema /rr/.

La progresión de estos ejercicios estará en función de la exploración fonética y de los diferentes sonidos que el niño es capaz de emitir.
Para favorecer la movilidad y coordinación de los órganos que intervienen en la correcta articulación del fonema el niño realiza los siguientes ejercicios: sacar e introducir la lengua – lengua arriba, abajo, a la derecha e izquierda – lengua estrecha y ancha entre los labios – relamerse el labio superior e inferior – situar la punta de la lengua en los incisivos inferiores por delante y en los superiores por detrás – relamer los dientes superiores por delante y detrás – relamer los dientes inferiores por delante y detrás – ensanchar la lengua entre los dientes – colocar la lengua en el suelo de la boca – llevar la punta de la lengua a las muelas superiores de la derecha e izquierda – llevar la punta de la lengua a las muelas inferiores de la derecha e izquierda – hinchar con la lengua la mejilla derecha e izquierda – llevar la punta de la lengua a la campanilla – deslizar la punta de la lengua por el paladar – chasquear la lengua y dejar la lengua en reposo en el suelo de la boca.
La posición de los labios y de la lengua es similar al fonema "r ". Se diferencia en que la vibración de la lengua es rápida y continua. Se reeduca a partir de la "r" simple, ampliándola con los siguientes ejercicios : tar, tarrr, tarrrr.../rá, rrá, rrrá...Se pedirá al niño la emisión de una /r/ simple prolongada y realizada lo más anterior posible y en ese proceso se le ayudará presionándole con los dedos las mejillas y llevándole así los labios hacia delante mientras continúa con la pronunciación de la /r/
simple, que de esta forma se irá acercando cada vez más a la múltiple, al facilitárselo con la postura propuesta.
El proceso seguido para lograr convertir la /r/ simple en múltiple es progresivo, dándose un aumento paulatino en el número de vibraciones, acercándose así cada vez más a la forma adecuada, hasta conseguir al final la emisión totalmente correcta.
Materiales: Espejo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario